Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

  1. Está usted en:
  2. Inicio
  3. Historia
  4. Primeras instalaciones

Inicio del Menú Secundario

Fin del Menú Secundario

EDPENERGIAPrimeras instalaciones

El Salto de La Malva

El Salto de La MalvaLa primera instalación generadora de energía hidráulica, inició su explotación en 1917, siendo de la empresa Saltos de Agua de Somiedo. Consistía en la toma de aguas del río de El Valle, el canal de conducción del río Sousas, la Central, la línea de conducción a Oviedo y Gijón y la subcentral de Oviedo.

En 1920 se procede a su ampliación, con obras en los lagos de Somiedo, canal de Arroyo de la Braña y canal del río Saliencia. En 1921 nuevo transformador en el salto la Cueva de la Malva. Hasta 1940 cuando se terminaron las obras. En 1951 alcanzaría una producción de 44.027 MWh.

El Salto de La Riera

El Salto de La RieraSalto complementario al de la Malva, emplea agua de los ríos Somiedo y Saliencia. Esta agua es recogida por dos presas, levantadas a unos 200 metros del desagüe del salto de La Malva.

En 1930 comenzaron las obras del salto, por el túnel para la desviación del río, pero fueron suspendidas en febrero de 1933. La explicación de esa suspensión es el colapso de consumo a partir del año 1931.

En 1940 se reanudan las obras por que se esperaba un aumento de la demanda de energía. El 30 de enero de 1946 se pone en marcha el primer grupo generador, el segundo el 19 de marzo. El tercer grupo, pensado como reserva, se hacen pruebas en septiembre, al terminar el año seguía sin funcionar, por defectos del alternador, aunque se puede decir que la obra está concluida.

El Salto de Priañes

El Salto de PriañesSituado en el municipio de Oviedo, consta de dos presas, una sobre el río Nalón, para el trasvase de sus aguas al río Nora y otra sobre este río, para verter a pie de presa el agua de los dos ríos.

Las obras del salto comenzaron en abril de 1945, se preveía ponerla en servicio en 1948, pero no se pudo cumplir este plan debido a las dificultades para proveerse de maquinaria y a las restricciones con las importaciones.

En 1948 se tenía el propósito de finalizar la obra, quedando solo el montaje de maquinaria. Viendo las dificultades de los permisos de importación, se disminuyó el ritmo de las obras.

Hasta que el 31 de marzo de 1953 no se terminaron las obras, incorporando a la producción de la empresa 10600Kva. En la década de 1960 fue ampliada la central y en julio de 1967 se conectó a la red Priañes II.