Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Blog EDP

Comienza el contenido principal

¿Qué dice la normativa sobre el mantenimiento de las placas solares en tu empresa?

09 de julio de 2021

Mantener correctamente las placas solares de tu empresa es necesario, especialmente en entornos corporativos donde se apuesta por el autoconsumo de electricidad. A pesar de que en EDP solo utilizamos las de mayor calidad, tanto por durabilidad como por garantía a nuestros clientes, sigue siendo imprescindible realizar un buen mantenimiento de la instalación para garantizar el rendimiento completo de la misma.

Sin embargo, no se trata solo de una recomendación: la normativa establece que es responsabilidad del propietario realizar este mantenimiento de su instalación solar. ¿Y quién lo realiza? En una instalación corporativa es poco recomendable hacerlo indoor y siempre es mejor recurrir a técnicos profesionales y un mantenimiento programado.

Pero antes de llegar a ese punto, es mejor cubrirse las espaldas con un buen mantenimiento preventivo, que veremos a continuación.

La importancia de contratar un mantenimiento preventivo

Cuanto mejor realicemos el mantenimiento preventivo, seguramente menos acciones correctivas deberemos realizar. Un correcto ajuste de los paneles en cuanto a su orientación (evitando que se formen sombras, por ejemplo), así como su limpieza, ayudará sin duda a evitar problemas futuros, por ejemplo. Además, hay que tener en cuenta que en la instalación no solo hay paneles, sino otros elementos que requieren de dicho mantenimiento.

¿Qué beneficios nos aporta un mantenimiento preventivo realizado por profesionales? Básicamente, podemos agruparlos en un mejor rendimiento y un mayor ahorro:

  • Respecto al rendimiento, mejoramos el aprovechamiento de la energía solar por los paneles. Además, aseguramos la eficiencia energética y el rendimiento de la instalación. Y lo más importante: alargamos la vida útil de los componentes de la instalación.
  • Sobre el ahorro. Ahorramos en futuras averías (a veces, no controlar pequeños fallos acaba derivando en averías mayores). También reduciremos el consumo y la dependencia de la energía de la red eléctrica general. Por lo tanto, un buen mantenimiento nos ayudará a reducir la factura eléctrica. Por si fuera poco, el cuidado programado de la instalación supondrá un previsible ahorro futuro en sustitución de piezas.

Los elementos de una instalación solar

Para comprender todos los conceptos que debe incluir un buen mantenimiento de una instalación solar, es necesario conocer previamente cómo funciona.

Los paneles solares fotovoltaicos utilizan una célula fotovoltaica a modo de conductor. A partir de ella se genera corriente eléctrica continua que se convierte en alterna para poder utilizarse. Este paso es imprescindible para el autoconsumo eléctrico: producir nuestra propia energía y consumirla, en lugar de utilizar la de la red general (siempre y cuando haya luz solar o pueda acumularse. Cuando estas condiciones no pueden darse se volverá a la red general).

Las placas solares

Las placas solares o módulos fotovoltaicos son células solares que transforman la radiación solar en electricidad. Existen tres tipos: de silicio cristalino (monocristalinos), de silicio cristalino (policristalinos) y amorfas.

El inversor solar

Se encarga de convertir la corriente continua (energía producida por los paneles) en corriente alterna, algo indispensable. Existen diferentes tipos en función de si la instalación está conectada a la red eléctrica o es una instalación independiente.

Las baterías solares

Las baterías solares permiten almacenar la energía de nuestros paneles solares para días sin luz o por las noches, si la empresa tiene gran demanda eléctrica.

El contador bidireccional

Este contador no solo contabiliza la energía que toma de la red, sino además la que el consumidor inyecta en la red eléctrica, es decir el excedente energético que no consumimos en nuestra instalación de autoconsumo.

El regulador de carga

El regulador alarga la vida de las baterías porque evita que descarguen o sobrecarguen.

El sistema de monitorización

Aplicación para monitorizar en tiempo real el funcionamiento de la instalación solar. Gracias a ella optimizamos el rendimiento y podemos actuar rápidamente ante incidencias.

¿Qué incluye el mantenimiento preventivo solar de EDP?

En el caso de EDP, como partner de confianza, el mantenimiento ya está incluido en el modelo As a Service. Y si contratas el modelo Llave en mano, puedes solicitarlo también. Te ofrecemos dos tipos de mantenimiento desde el minuto cero, el preventivo y correctivo. El mantenimiento preventivo consiste en una monitorización remota a diario de la producción de energía, que nos ayuda a detectar posibles anomalías en la instalación y resolverlas antes de que generen problemas en la generación de energía.

¿Qué incluye el mantenimiento correctivo solar de EDP?

Respecto a nuestros mantenimientos correctivos son realizados anualmente por técnicos certificados e incluyen la revisión de las estructuras, los módulos fotovoltaicos, los inversores y la red eléctrica. Eso incluye conceptos como los siguientes:

  • Estructura
    • Apriete de la tornillería de la estructura
    • Verificación del nivel de corrosión
    • Verificación del estado de los cables de toma a tierra
    • Verificación del anclaje de la estructura
  • Módulos fotovoltaicos
    • Limpieza de la superficie de los módulos
    • Verificación de sus conexiones eléctricas
  • Inversores
    • Verificación de los inversores, así como sus cables y conexiones
    • Comprobación del correcto funcionamiento de los ventiladores
    • Verificación del estado de las protecciones
    • Limpieza de ventiladores, filtros e interior de los inversores
  • Red Eléctrica CC/AC
    • Limpieza y verificación de cajas, cables, conectores y tornillería.
    • Verificación local del sistema de protección de descargadores de sobretensión y fusibles

Volver

Fin del contenido principal