Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Consejos

Mantén tu instalación de electricidad y gas en un perfecto estado

Comienza el contenido principal

Electricidad

Consejos de seguridad a tener en cuenta si deseas mantener tu instalación de electricidad en un perfecto estado:

  • Si un aparato da calambre: Si un aparato da calambre, desenchúfalo y llama inmediatamente a un instalador electricista autorizado.
  • Desenchufar un aparato: No tires del cable, utiliza la clavija.
  • Utiliza la toma de tierra: Si un electrodoméstico dispone de ella, utilízala si la instalación eléctrica lo permite.
  • No coloques pantallas cerca del calor: Evita colocar pantallas o cables cerca de chimeneas, estufas o focos de calor.
  • Protege a los niños: Trata de evitar el acceso de niños a enchufes y aparatos eléctricos, y protege las tomas de corriente con tapas de seguridad.
  • Pulsa el botón diferencial: Una vez al mes, pulsa el botón de prueba del interruptor diferencial para comprobar que funciona correctamente. Si no "salta" al pulsar el botón es que está averiado, por lo que debes llamar a un instalador electricista para que lo revise.
  • Instalar interruptor de corte bipolar: En el caso del lavavajillas, lavadora y secadora es recomendable instalar un interruptor de corte bipolar, situado sobre el plano superior de estos, para poder desconectarlos una vez utilizados. De igual manera es recomendable instalarlo en el termo, para desconectarlo en el momento de utilizar el baño o la ducha, y en la cocina eléctrica, para desconectarla cuando se proceda a su limpieza.
  • Instala un interruptor de control de potencia: Te recomendamos, por tu seguridad, que sustituyas los antiguos "plomos" por un cuadro general de mando y protección, con interruptor diferencial que desconecta la instalación automáticamente al detectar algún problema.
  • Evita los enchufes múltiples: Evita, siempre que sea posible, hacer conexiones en enchufes múltiples.
  • No utilices cables deteriorados: No utilices nunca aparatos con cables pelados, clavijas rotas o enchufes deteriorados.
  • Aleja los aparatos eléctricos del agua: Instala los enchufes en lugares secos y lo bastante alejados de las conducciones de agua. No toques enchufes ni aparatos conectados a la red con manos húmedas.
  • Desconecta los aparatos eléctricos: Desconecta los aparatos eléctricos que no utilices con frecuencia, o cuando tengas que limpiarlos.
  • Mantén tu instalación en buen estado: Verifica periódicamente el correcto estado de tu instalación eléctrica. Mantén en buen estado de funcionamiento tus aparatos de consumo y, si vas a realizar modificaciones en tu instalación, asegúrate de que cuentas con un instalador electricista autorizado.
  • Comprueba la potencia eléctrica: Antes de utilizar un aparato eléctrico nuevo, lee las instrucciones de uso y comprueba la potencia eléctrica del circuito.

Gas

Consejos de seguridad a tener en cuenta si deseas mantener tu instalación de gas en un perfecto estado:

  • No tapes las rejillas de ventilación: Donde funcione un aparato con gas ha de existir ventilación suficiente para permitir una correcta combustión. Mantén la rejilla de ventilación en condiciones. En ningún caso los conductores de ventilación deben de estar obstruidos.
  • Verifica los quemadores de la cocina: Además de azulada, la llama debe mantenerse sin apagarse cuando ponemos el fuego al mínimo.
  • Evita derramar líquidos: Cuando cocines con gas, evita derramar líquidos que puedan apagar la llama y procura que el fuego no rebase el fondo del recipiente. Además de ahorrar energía evitarás que el gas siga saliendo sin arder.
  • Si notas olor a gas: Abre inmediatamente todas las ventanas. No acciones interruptores de luz. No enciendas cerillas o mecheros. Cierra las llaves de gas. La llave queda cerrada cuando al girarla la dejamos en forma de cruz con la tubería. No dudes en llamarnos al teléfono de EMERGENCIAS GAS 900 400 523.
  • Revisa tu instalación de gas: Aunque tu compañía distribuidora planificará y realizará la Inspección periódica obligatoria cada 5 años (cada 4 años en el País Vasco) deberás ocuparte también de que se revisen tu instalación y aparatos para garantizar su correcto funcionamiento.
  • Cierra todas las llaves de gas: Si vas a ausentarte por una temporada cierra todas las llaves de gas, fundamentalmente la llave de paso del gas (llave de ventana).
  • Llama al instalador de gas: Recuerda que todas las modificaciones en tu instalación (cambios de caldera, cambios de cocina de gas por vitrocerámica, etc) deben ser realizadas por un instalador de gas autorizado.
  • Anomalías en la instalación: Si detectas alguna anomalía, no dudes en avisar al servicio técnico del fabricante o a una empresa autorizada para que lo corrijan lo antes posible.
  • Certificado de mantenimiento: El usuario de la instalación es el responsable de su mantenimiento.
  • Vigila el estado: El tubo flexible de entrada de gas al aparato debe estar bien sujeto por abrazaderas en ambos extremos.
  • Campana y caldera, por separado: La caldera y la campana extractora no deben poder funcionar simultáneamente. Para evitarlo se instala un dispositivo llamado conmutador.
  • La llama debe ser azulada: La llama debe de ser estable, silenciosa de un azul intenso en el núcleo y más clara en el exterior. Si se vuelve amarilla deberás avisar al servicio técnico.

Fin del contenido principal