Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

  1. Está usted en:
  2. Inicio
  3. Hogares
  4. Comunidades de Propietarios
  5. Transformaciones

EDPTransformaciones

Comienza el contenido principal

Comparativas

Comparativa energética frente a pellets

   INSTALACIÓN GAS NATURAL INSTALACIÓN CON PELLETS
CONTAMINACIÓN La instalación de gas natural se percibe como una energía limpia. Importante emisión de partículas sólidas. Las emisiones contaminantes dependen en gran medida de la explotación de la sala de caldera: uso y mantenimiento de filtros, ciclones, etc.
INSTALACIÓN HIDRÁULICA
La instalación de gas natural se diseña con intercambiadores y bombas de caudal variable, que reducen enormemente el consumo eléctrico del circuito. La instalación presenta gran complejidad hidráulica (elevadas pérdidas de carga) y numerosos elementos mecánicos: finales de carrera, sinfines, etc., lo cual conlleva a un mantenimiento complejo y elevado consumo eléctrico. Se precisa local de sala de calderas de enorme volumen, además de ser instalaciones muy ruidosas. La inercia térmica del sistema es muy importante, con lo que es necesario disponer de grandes intercambiadores de calor, grandes volúmenes de expansión y depósitos de acumulación.
RENDIMIENTO DE CALDERAS
Con calderas de gas natural a condensación se aprovecha el calor latente de los productos de combustión durante la combustión, obteniendo rendimientos en torno al 106%. Los parámetros de combustión del quemador son muy sensibles al origen del pellet: aceituna, astilla, etc. Siendo por tanto muy costosas las tareas de mantenimiento preventivo. Además, son frecuentes los problemas de condensación en el quemador, por el alto contenido de vapor de agua en la combustión.
ALMACENAMIENTO COMBUSTIBLE
No requiere almacenamiento de combustible. Se elimina por tanto, una variable preceptiva de seguridad en la instalación. Se precisa de un depósito de almacenamiento muy grande y bien impermeabilizado para evitar la entrada de agua. Siendo preciso que esté bien ventilado para evitar la formación de mohos, además de poseer un sistema de extracción con filtro para evitar la formación de polvo durante la carga. El proceso de carga a la caldera se produce con un tornillo sinfín o un sistema neumático, con el perjuicio de mantenimiento y consumo eléctrico adicional que conlleva.
SUMINISTRO DE COMBUSTIBLE
Suministro continuo garantizado y no requiere de almacenamiento La instalación de pellets precisa de un camión cisterna tipo neumático certificado para realizar el proceso de carga, solo normalizado en empresas del sector de pellets. La frecuencia de carga es muy alta, lo que conlleva un elevado nivel de ruido y molestias en el tráfico de vehículos y/o peatones.
SISTEMA DE SEGURIDAD
La instalación de gas natural se diseña con sistemas de ventilación y detección de gas bajo una normativa muy estricta y con enclavamientos de funcionamiento muy concretos. El sistema de seguridad de los Silos resulta complejo y ha de tener unas premisas claras de seguridad.
  1. Debe estar completamente seco.
  2. Protecciones de goma en las paredes donde se exponen los mayores contactos del combustible.
  3. Puertas de almacenaje compactas e ignífugas.
  4. Evitar instalaciones eléctricas en el lugar de almacenaje.
  5. Dotar al sistema de una toma de tierra.
  6. Las paredes del silo deben de poder soportar la presión del combustible y resistir al fuego durante al menos 90 minutos.
COMBUSTIÓN Control electrónico en la combustión del quemador.

La retirada de cenizas precisa de un sistema sinfín automático que retire dichos desechos a un depósito, con el perjuicio que ocasiona desde el punto de vista de mantenimiento, el tratamiento de las cenizas evacuadas y el consumo adicional de electricidad.

Chimenea de mayor sección que en una instalación de gas natural, debido al alto contenido de vapor de agua, de la combustión de pellets.

El control de retroceso de llama se realiza a través de un sistema mecánico (gran sensibilidad) de compuerta de corte de alimentación de combustible.

Comparativa energética frente a gasoil

  INSTALACIÓN GAS NATURAL INSTALACIÓN GASOIL
CONTAMINACIÓN El gas natural durante la combustión presenta un 40% menos de contenido en CO2 que el gasóleo.  Las instalaciones de gasoil son mucho más contaminantes en partículas sólidas y óxidos de azufre, factores determinantes de la contaminación actual. Además, los óxidos de azufre son componentes fundamentales en la corrosión de caldera y conducto de humos.
PERCEPCIÓN SOCIAL La instalación de gas natural se percibe como una energía limpia. Viviendas con mayor revalorización, mayor confort y alta eficiencia energética. Cada vez es mayor la preocupación de la sociedad por la contaminación, por lo que las calefacciones de gasoil son mal percibidas, además de las restricciones de uso por parte de las administraciones y ayuntamientos.
EFICIENCIA DE LA INSTALACIÓN La evolución en el mercado de calderas, bajo el punto de vista de eficiencia y rendimiento, ha sido claramente enfocada al mercado de gas natural por todos los fabricantes. Son sistemas mucho menos eficientes, con calderas de menor rendimiento y elevados costes de mantenimiento.
ALMACENAMIENTO DE COMBUSTIBLE
No requiere almacenamiento de combustible. La distribución de gas natural está garantizada y regulada por la administración a nivel nacional.  El depósito de gasoil, por ser un elemento de almacenamiento y carga de hidrocarburos, tiene un alto riesgo de inflamabilidad. Siendo críticos los protocolos de carga, ventilación y estado del propio depósito.
COMBUSTIÓN
Con gas natural este proceso es más sencillo y menos sensible a averías de mantenimiento, careciendo de bombas, filtros, pulverizador, etc.  Los quemadores de gasóleo son muy sensibles por la inyección de impurezas en la alimentación de combustible al quemador.
PRECIO COMBUSTIBLE
Precio inferior al del gasóleo y menos sensible ante cambios bruscos de los mercados internacionales, provocados por crisis, conflictos, etc.  Históricamente la variación del precio de gasoil siempre ha sido muy irregular y de mayor coste frente al precio de gas natural. Fluctúa con mayor incidencia que el gas natural, viéndose afectado directamente por el incremento de la demanda y coste, en los periodos de mayor consumo-calefacción.

Comparativa energética frente a carbón

Según REAL DECRETO 1027/2007, de 20 de julio, por el que se aprueba el Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios, se prohíbe la utilización de combustibles sólidos de origen fósil, por motivos de rendimiento energético, medioambientales y de seguridad.

  INSTALACIÓN GAS NATURAL
CARBÓN
CONTAMINACIÓN  El gas natural durante la combustión presenta al menos un 60% menos de contenido en CO2 que el carbón.  La combustión de carbón genera altos contenidos en dióxido de carbono, partículas sólidas y altos contenidos de azufre.
LEGISLACIÓN DE LA INSTALACIÓN
 La instalación de gas natural se regula por una normativa estricta orientada a mantener la seguridad de las personas. Reglamento Electrotécnico de Baja Tensión, RITE y reglamentación de gas natural.  Las instalaciones centrales de carbón no presentan documentación ni certificación relativa a instalación, reformas o mantenimiento realizado alguno.
CONTROL Y REGULACIÓN
 Su regulación electrónica permite un control de temperatura de confort en función de la demanda, con bajos tiempos de respuesta. No existe ningún tipo de control de la demanda de combustible. El rendimiento de combustión de calderas es bajísimo, en el entorno del 50%.
INERCIA DE FUNCIONAMIENTO
 El Control y Regulación con gas natural permiten saltos térmicos de funcionamiento bajos, lo que conlleva a un elevado rendimiento, garantizando la vida útil de la instalación.  Las altas temperaturas de trabajo y su elevada inercia redundan en una bajísima vida útil de los elementos de caldera.

Fin del contenido principal